Un poco más de esfuerzo rinde frutos

Un poco más de esfuerzo rinde frutos

 

Un poco más de esfuerzo rinde frutos

Por: Prof. Jorge E. Ludewig     

 

   La gran generalidad de las personas están muy acostumbradas a la rutina diaria, día tras día igual, normalmente hacemos las mismas cosas todos los días y en la misma hora, y con esto esperamos que nuestra situación personal mejore, para mí es fácil de entender,  si sigues haciendo las mismas cosas, obtendrás los mismos resultados.

 

   Entonces para obtener resultados diferentes en la vida hay que hacer cosas diferentes, podemos empezar haciendo un esfuerzo adicional a la rutina diaria, por ejemplo;  hablar por teléfono a un cliente más, tratar de cerrar una venta más, quedarse unos minutos después de la hora de salida organizando el siguiente día con el jefe, muchos pequeños detalles del trabajo diario no los hago por que no es mi responsabilidad, pero te conviene a Ti hacerlos, tan fácil como esto: si te ven más activo es más probable que te asciendan de puesto, o simplemente no es tu responsabilidad limpiar, pero te conviene tener tu lugar de trabajo limpio y ordenado.

 

  Esta idea del un poco más, del esfuerzo adicional o recorrer un kilómetro más, es dramáticamente notoria en los eventos deportivos, la diferencia entre el primero y segundo lugar, numéricamente es demasiado poco, pero la trascendencia es demasiada, al primer lugar  todos lo recuerdan, el premio es mucho mayor, el éxito la fama, el segundo lugar se pierde en la historia muy pronto, y la diferencia solo fue de tan solo unas centésimas de segundo, o un solo gol más. Esto ilustra claramente que para obtener el éxito no es necesario ser mucho mejor que los demás, tan solo un poco mejor que los demás.

 

  Ahora te corresponde pensar y buscar que es lo que puedes hacer Tu adicional a lo que ya haces, para obtener resultados mucho más amplios, empezar por buscar la forma en que puedes ascender en tu trabajo actual,  que se note tu capacidad de trabajo, y de que puedes con mayores responsabilidades, si en el sistema en el cual estás inmerso no hay posibilidad de mejoría, realiza labores fuera del horario, hasta que estas labores fuera de horario sean más productivas que tu trabajo actual.

 

  No hay pretexto de que la situación está muy mala, de que no hay dinero, no hay ventas, y todos los pretextos que te puedas imaginar para no hacer nada, aquí es importante destacar que en toda la historia de la humanidad, siempre han existido épocas malas, recesiones económicas, crisis etc. Y aún así, en esas circunstancias siempre ha habido personas, que a pesar de todo eso, y  precisamente en las épocas de crisis han acumulado más dinero.

 

  De acuerdo con ciertos datos pasados oralmente, los Chinos, que no tienen alfabeto, sino que escriben a base de ideogramas, esto es expresan una idea a base de dibujos, para “escribir” el concepto de crisis, unen el ideograma que significa peligro con el que significa oportunidad, resulta demasiado interesante este concepto, si lo trabajas en tu mente tal vez encuentres la oportunidad dentro de la crisis.